Casos de defunción en el extranjero

En casos de defunción en el extranjero, la representación diplomática de Finlandia puede ayudar a los familiares en las gestiones relativas al entierro, la incineración y la repatriación.

La representación diplomática comunicará la defunción a las autoridades de Finlandia

La representación diplomática recibe la información sobre la defunción de un ciudadano finlandés normalmente de las autoridades del país en cuestión, del hospital, de los guías turísticos de las agencias de viajes, de los cónsules honorarios o de una empresa funeraria. La representación diplomática comunicará la defunción al Ministerio de Asuntos Exteriores. En el caso de que los familiares todavía no hayan recibido la información de la defunción, el Ministerio de Asuntos Exteriores solicitará que la policía finlandesa transmita el mensaje de la defunción a un familiar allegado.

Gestión de repatriación y entierro

La gestión de la repatriación y del entierro del fallecido corresponde a la compañía aseguradora o a la empresa funeraria elegida por los familiares. El fallecido puede ser enterrado en el extranjero o transportado a Finlandia en una urna o en un ataúd.

Para gestionarlo, es posible que los familiares deban presentar diferentes documentos, como por ejemplo un extracto del Registro Civil sobre sus vínculos familiares con el fallecido, o un documento de poder. Las prácticas aplicables varían según el país. Obtendrá más información en la representación diplomática de Finlandia.

Los familiares deberán hacerse cargo también de otras muchas gestiones prácticas en el extranjero, tales como ocuparse del equipaje que llevara el fallecido, del vaciado de su vivienda o de la cancelación de su cuenta bancaria.

Para aclarar las cuestiones relativas al patrimonio del fallecido, los familiares pueden firmar un acuerdo con un representante local o con un bufete de abogados. La representación diplomática no puede hacerse cargo de las cuestiones relativas a herencias, pero puede ofrecer información sobre los servicios disponibles.

Puede solicitar más información en la agencia tributaria finlandesa sobre declaraciones de herederos y adjudicación de bienes relictos.

Notificación al sistema de Registro Civil

La defunción de un ciudadano finlandés debe notificarse a la Agencia Digital Finlandesa (Digi- ja väestötietovirasto, DVV) para que la fecha de defunción quede anotada en el sistema del Registro Civil.

Lo más fácil para los familiares es ponerse de acuerdo con una empresa funeraria local sobre las gestiones de obtención de un certificado oficial de defunción así como de su traducción y legalización.

En el momento que el gestor haya presentado ante la representación diplomática o a un cónsul honorario de Finlandia un certificado de defunción original legalizado y, en caso de necesidad con su traducción oficial, la representación diplomática enviará la notificación a la Agencia Digital Finlandesa.

También los propios familiares pueden notificar la defunción directamente a la Agencia Digital Finlandesa. Debe usted tener en cuenta que existen diferencias en los requisitos de documentación dependiendo del país de donde procede el documento. Encontrará más información en la página web de la Agencia Digital Finlandesa Notificación de la defunción en el extranjero(layout.types.url.description).

Una vez que la fecha de defunción haya sido anotada en el sistema de Registro Civil en Finlandia, los herederos podrán solicitar a la Agencia Digital Finlandesa los certificados para la declaración de herederos y adjudicación de bienes relictos(layout.types.url.description).

¿Quién se hace cargo de los gastos?

Los familiares deben aclarar desde el primer momento, si el fallecido tenía seguro y ponerse en contacto con la compañía aseguradora. Normalmente los seguros finlandeses de viajeros cubren o bien los gastos de repatriación desde el extranjero hasta la localidad de residencia del fallecido, o bien los gastos de entierro locales. La compañía aseguradora también se encarga de la gestión práctica de los mismos.

Si el fallecido no tuviera seguro, los familiares deben hacerse cargo de todos los gastos, incluyendo la obtención del certificado de defunción, de su traducción y de su legalización. Los familiares deben ponerse de acuerdo con la empresa funeraria de todos los servicios que necesiten. Los gastos de repatriación a Finlandia pueden ser considerablemente elevados.  

Si los familiares no pueden hacerse cargo de la repatriación o del entierro, y el fallecido no tenía activos, será enterrado en su país de estancia según la legislación local.

En casos de defunción, póngase en contacto en primer lugar con la representación diplomática de Finlandia. Puede ponerse en contacto con el ministerio llamando en horarios de oficina al número de centralita +358 (0) 295 350 000, o fuera de horarios de oficina al teléfono de guardia (09) 1605 5555.